viernes, noviembre 30, 2007

10 formas para malgastar tu aguinaldo



El aguinaldo es una prestación que recibimos por ley como reconocimiento a un año de trabajo. Las expectativas que tenemos para cuando lo tengamos en nuestras manos son muchas, y aunque inicialmente pensamos destinarlo a cuestiones productivas o al pago de nuestras deudas, cuando se acerca la fecha nos olvidamos de hacerlo.

Si eres de las personas que creen que el aguinaldo es una concesión graciosa de las empresas y no el producto de un año de esfuerzos, entonces sigue las siguientes recomendaciones y decídete a acabártelo en “un dos por tres”.

1 Gástalo antes de recibirlo

Lo bueno es que ya sabes que es seguro que lo vas a recibir; así que ¿por qué esperar a gastarlo hasta que llegue? Finalmente ya te comprometiste con las decenas de aboneros que desfilan frecuentemente por tu trabajo (la señora de la plata, la de los perfumes, el señor de los zapatos, la compañera que vende joyería y la que vino a vender tazas con tu horóscopo grabado en la oficina sindical) y les has asegurado que pagarás todo en cuanto llegue el anhelado aguinaldo.

2 ¿Presupuestarlo? ¡para qué!

Ese trabajo es para los contadores. Hacer un presupuesto para priorizar gastos importantes y urgentes no tiene sentido para ti, como tampoco lo tiene pagar deudas y dejar de gastar en intereses y empezar el año con finanzas sanas. Si el dinero es redondo, es para que ruede, ¿no crees?

3 No anticipes compras

Generalmente en esta temporada suben de precios algunos artículos de primera necesidad, comprarlos con anterioridad podría ahorrarte algún dinero, sin embargo esto arruinaría tu carrera navideña derrochadora. Cómpralos cuando hayan subido de precio.

4 “Ponte guapo” con los cuates

Si tienes dinero, ¿por qué no compartirlo? Los verdaderos placeres de la vida se compran con el dinero, y las fiestas navideñas son un buen pretexto para invitar a los cuates a tantos brindis como aguante tu bolsillo y tu cuerpo y , para que vean que tienes lana, deja propinas sustanciosas. Quién te quita lo bailado.

5 Intercambio de regalos, todos

Éntrale a todos los intercambios de regalos que te sean posibles; el tradicional de la oficina, el que organizan los vecinos, el de los excompañeros de escuela, con los del gimnasio, en fin, tú sabes como hacerlo. Además, recuerda que lo importante es el precio y no la utilidad del regalo.

6 No pienses en los imprevistos

Hay quienes ocupan parte de su remuneración en comprar un seguro de salud, un seguro automotriz o un seguro de vida, o dejan una parte para las emergencias, pero como a ti nunca te pasará nada, olvídate de guardar un poco de dinero, total tienes más vidas que un gato.

7 Cae en la tentación de las ofertas

Vete de paseo a los centros comerciales, pues en estas fechas las tiendas sacan ofertas (descuentos, promociones, meses sin intereses y recompensas en puntos) aprovéchalas, puedes pagar con la tarjeta. No importa si los productos son innecesarios y carecen de calidad, al fin que los compraste baratos.

8 Hazle caso a la publicidad

En esta época del año los anuncios publicitarios incitan a comprar productos que durante doce meses trataron de vender pero que, por su poca utilidad no lograron hacerlo; sin embargo, saben que al finalizar el año estás tú para adquirirlos con gusto. Ser presa de la mercadotecnia es muy chic.

9 Prefiere los plazos largos y los abonos chicos

Aunque puedas pagar de contado, compra la lavadora, el refrigerador o la recámara dando un pequeño enganche a cambio de plazos largos y abonos chicos, no importa que termines pagando el producto a más del doble de su precio.

10¿Cuál cuesta?

Como de lo que se trata es de derrochar, olvídate de la famosa cuesta de enero, si en el primer mes del año no tienes ni para pagar el pasaje puedes irte caminando al trabajo, al fin que haces ejercicio y bajas esos kilitos que ganaste en las fiestas.

Como ves, despilfarrar el aguinaldo, es fácil y muy divertido. Sin embargo, lo mejor es sacarle provecho gastándolo inteligentemente en cosas que disfrutes o necesites, separando una parte para el ahorro y el pago de deudas. Si ese es tu deseo entonces haz todo lo contrario a los diez puntos que aquí te damos y ¡felicidades!

Articulo Pirateado de: REVISTA CONDUSEF

2 comentarios:

J.C. dijo...

Vamonos al Table...!!!

salU2 y que estes bien

Yuly dijo...

Tu ke haras con tu aguinaldo???

Bueno ke me importa vdd

pero bueno, muy lindo blog

Besitos de sabor Galleta **Emperador Chocolate**

.